Octubre 2019. Notificado un caso humano de Ehrlichia chaffeensis en Taiwan

Una reciente publicación notifica un caso humano de Ehrlichia chaffeensis en Taiwan.

La erliquiosis monocítica humana (EMH) es una enfermedad aguda, febril y transmitida por garrapatas, causada por la bacteria Ehrlichia chaffeensis. Se notificó por primera vez en Estados Unidos en 1986. Desde el 2012 se reportan más de 1.000 anuales.

En Asia, sin embargo, solo se ha informado un número limitado de casos en tres países: Tailandia, Corea del Sur y China.

Las manifestaciones clínicas de la EMH varían desde enfermedad febril leve hasta una insuficiencia multiorgánica severa. Sus síntomas más comunes son fiebre, dolor de cabeza, mialgias, malestar, náuseas, vómitos, diarrea y dolor abdominal, que son difíciles de diferenciar de los síntomas de otras enfermedades infecciosas febriles. Por lo tanto, debe confirmarse mediante diagnóstico de laboratorio.

Aunque hasta ahora la EMH no había sido documentada en Taiwán, se había detectado evidencia serológica de Ehrlichia spp. en pequeños mamíferos, como Rattus norvegicus , R. losea y Bandicota indica, que se encuentran alrededor de puertos internacionales y locales.

Además, habían sido encontradas e identificadas en el país garrapatas Haemaphysalis flava infectadas con Ehrlichia spp. de ejemplares de zorzal pálido (Turdus pallidus).

A mediados de julio de 2018, una mujer de 66 años que vivía en el distrito de Namaxia, ciudad de Kaohsiung, sur de Taiwán, ingresó en el Chang Gung Memorial Hospital, en Kaohsiung, con historia de 5 días de fiebre intermitente (39,8°C), escalofríos, mialgias, malestar general, disnea leve y dolor abdominal difuso. La paciente tenía como enfermedades de base hipertensión , diabetes mellitus tipo 2, hígado graso de origen enólico y enfermedad por reflujo gastroesofágico.

Las pruebas de laboratorio para detectar otros virus como dengue, influenza A y B, y hepatitis A, B y C fueron negativas. La paciente tiene una granja de explotación cafetera, en una región rural de Kaohsiung. Y aunque afirmó no haber sufrido picaduras de artrópodos u otros animales, a menudo había observado pequeños mamíferos y aves en su lugar de trabajo y en su casa, por lo que se sospechó de una enfermedad por Rickettsia transmitidas por artrópodos.

Se enviaron muestras de sangre del paciente recolectadas los día 6 (fase aguda) y 20 (fase de convalecencia) del inicio de la enfermedad a los Centros de Control de Enfermedades de Taiwán para su diagnóstico de laboratorio, confirmándose que se trataba de una infección por Ehrlichia chaffeensis.

La aparición de un caso de EMH resalta la necesidad de realizar más estudios sobre la prevalencia, distribución geográfica y control de esta enfermedad en Taiwán. Los pacientes con EMH con afecciones inmunosupresoras, como diabetes, pueden tener un mayor riesgo de hospitalización y complicaciones potencialmente mortales. El conocimiento del médico sobre la EMH y el diagnóstico y tratamiento tempranos son esenciales para mejorar los resultados de la enfermedad.

Leer artículo completo

Garrapatas

Taiwan

Ehrlichiosis